Storytelling de Negocios

(Algunas ideas sobre) Cómo mejorar tu liderazgo usando inteligencia artificial

por Andrés Oliveros

El 30 de mayo del 2017, Mubashar Iqbal y Dimitar Raykov lanzaron la página willrobotstakemyjob.com después de trabajar en ella durante tres semanas (aquí la historia detrás del proyecto).

La idea era simplificar la visualización de los resultados del estudio que citamos en nuestro artículo de la semana pasada y de otras fuentes de información sobre el futuro del trabajo.

En cuatro semanas, la página tuvo más de cuatro millones de visitas.

Gran parte de éstas -supongo- provienen del morbo: ¿voy a perder mi trabajo? ¿Mi pareja va a perder su trabajo? ¿Qué va a pasar con las carreras de mis hijos? ¿Nos van a dominar los robots?

La respuesta es compleja e incierta.

Un acercamiento más constructivo que nos puede ayudar a calmar la ansiedad y mirar hacia el futuro con esperanza, consiste en cambiar las preguntas que te haces:

  • ¿A qué le estoy dedicando tiempo?
  • ¿Por qué en esos porcentajes?
  • ¿Para cuáles de esas cuestiones podría apoyarme en inteligencia artificial (a partir de ahora IA)?

Más que quedarte sin trabajo, lo que podrías hacer a la de ya es mejorarlo con IA. En este artículo me gustaría dar algunas ideas sobre cómo un líder se puede beneficiar de la IA.

(Nota: el tema de la IA es demasiado complejo y no me considero alguien con siquiera la capacidad para sintetizar lo que está sucediendo al respecto. Mi intención aquí es aportar un punto de partida sobre la relación entre liderazgo e IA.

Para empezar a profundizar en el tema te recomiendo estas tres fuentes: este artículo del blog Waitbutwhy, el libro Human + Machines, y el libro What to do when Machines do Everything que me recomendó Marcelo Martínez)

Potenciar la parte ‘soft’

Dicen tres especialistas en el tema que:

“Es muy probable que la IA sustituirá muchos aspectos ‘duros’ del liderazgo -esto es, las partes responsables de la capacidad bruta de procesamiento de datos y de información. Al mismo tiempo, nuestra predicción es que la IA desembocará en un mayor énfasis en los aspectos ‘suaves’ del liderazgo: los atributos de personalidad, las actitudes y comportamientos que le permitirán a los individuos ayudar a otros a alcanzar una meta o propósito en común”.

Para ejemplificar esto, me gustaría referenciar un caso publicado por McKinsey el mes pasado:

Un CEO -como todos- está luchando para hacer frente a la incertidumbre, complejidad y cambio. Dos equipos que le reportan a él pelean constantemente y olvidan que tienen una visión y una estrategia en común.

Tiene la alternativa de atender el problema con fuerza bruta, pero sabe que eso no resolverá nada a mediano o largo plazo. Lo que hace es pedirle ayuda a un grupo de expertos en analítica y datos.

El grupo de expertos diseña una serie de algoritmos y los corre a través de los ciclos de vida de proyectos, de documentos, de información financiera y de RH. ¿Los resultados?

“Al usar información agregada (aggregated data) que respetó la privacidad y confidencialidad individual, el equipo analizó el número de correos enviados después de juntas o a otros departamentos, el uso de grupos corporativos de chat, el tipo de lenguaje usado en comunicación escrita, y los tiempos de respuesta a las invitaciones para juntas, los algoritmos hicieron que saliera a la superficie un descubrimiento alarmante: las dos áreas en cuestión no estaban colaborando en absoluto… Cada una de ellas se preocupaba sólo de su trabajo”.

La IA le ayudó al CEO a procesar información (parte “dura” del liderazgo), pero esto era sólo el comienzo.

Lo que hizo después fue crear a un equipo multidisciplinar para repensar la colaboración entre ambas áreas, y trabajar para construir la confianza mutua entre su equipo de ejecutivos (parte “soft” del liderazgo).

Cinco conclusiones desordenadas

1) AI te puede ayudar a mejorar toma de decisiones

¿Qué información podrías usar? Aquí hay algunas sugerencias.

2) Mide el desempeño de tu gente usando data

Porfirio Lima lo explica así (gracias a Diego Láinez por este artículo):

“Imagínate que ya no tengas que usar un sistema subjetivo para evaluar el desempeño de una persona, y que puedas hacer una correlación entre los KPI’s de su trabajo y la información dura que tienes sobre ese eso”.

3)Automatiza tareas

De acuedo a Gartner, para el 2020:

“El 85% de las interacciones con clientes serán manejadas por máquinas sin quitarle tiempo a humanos. Lo mismo va a ser cierto en las interacciones con empleados.

Una encuesta reciente de ServiceNow a 350 líderes de RH demostró que más de dos tercios de ellos creen que los empleados se sienten cómodos hablando con chatbots para recibir información que necesitan, en el momento que la necesitan.

De hecho, he empezado a pensar que los chatbots se pueden convertir en tu nuevo compañero de equipo.”

En este sentido, ya puedes automatizar mucho del aprendizaje y desarrollo de tu gente mediante chatbots. Los de Mural Táctil hicieron algo así con Cemex.

4) Apóyate en aplicaciones

Indiggo tiene una aplicación llamada indi que le ayuda a líderes a priorizar actividades, a conectarlas con la visión y estrategia de tu organización, y le facilita administrar mejor su tiempo.

En este artículo, Fast Company explica más sobre indi.

 5) La clave de todo esto es que AI te permita dedicarle más tiempo a las partes importantes de tu trabajo

En este sentido, en un artículo del Harvard Business Review te recomiendan adquirir cuatro habilidades que están lejos de ser sustituidas por IA.


Por último, no te preocupes si este tema te genera ansiedad.

En Thanks for Being Late, Thomas Friedman explica que por primera vez en la historia la tecnología está superando la capacidad del ser humano para adaptarse a ella:

Esto está generando estrés e incertidumbre. Esto es normal. Lo que no es normal es quedarse así.

Sí, mantente actualizado en la medida de lo posible, pero no te obsesiones con estar completamente al día.

Va a ser más importante que tengas espacios de reflexión para ordenar tus ideas, y que tomes únicamente lo que te sirva.

¡Me quiero suscribir al blog de Astrolab!

Anota tu correo aquí:

LinkedIn
Facebook
Follow by Email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cómo hacer diagnósticos innovadores: el caso de IKEA

por Óscar Ramírez

IKEA, que llega a México en 2019, es reconocida por ser el minorista de muebles más grande del mundo.

Su visión de crear una vida mejor en el hogar para el mayor número de personas posible” es lo que la ha hecho única.

De hecho, no se ve a sí misma como un minorista. Quiere ayudar a construir un futuro sostenible al transformar la manera en que las personas viven, comen, duermen y sueñan a través de productos de calidad y a buen precio. 

La creencia detrás de todo esto es que crear una vida mejor, comienza con una vida mejor en el hogar.

Para lograr su propósito, entre el 2016 y 2017 IKEA buscaba comprender las necesidades y los sueños de la gente con respecto al hogar.

LinkedIn
Facebook
Follow by Email

Cómo apoyarte en las ciencias humanas al hacer un diagnóstico

por Ana Fernanda Moctezuma

Como menciona Andrés en el Artículo Destacado, identificar de manera oportuna lo que ocurre dentro de una organización ayudará a mejorar el desempeño de las personas que conforman sus equipos de trabajo.

Y para identificar y tratar problemas del comportamiento humano, lo más lógico sería recurrir a las ciencias humanas. Pero en el mundo de los negocios, esto no parece ser así de sencillo:

Mucha gente de negocios asocia las ciencias humanas -antropología, sociología, ciencias políticas, y filosofía- con la academia, y por buenas razones. El trabajo de los académicos en estas disciplinas es muy difícil de entender, y los hallazgos que ofrecen por lo general no parecen tener relevancia práctica para los negocios.

LinkedIn
Facebook
Follow by Email