Storytelling de Negocios

Cómo cruzar el mar de ruido Pt. I, o ‘La comunicación no equivale a ruido’

Por Ao

El 98% de las personas están desesperadas por encontrar a alguien que los escuche, escribió Andrew Matthews en un libro que leí en primaria. 

El problema es que este deseo satisfecho genera RUIDO, un montón infinito de ideas buenas y malas, números, datos, historias importantes, triviales, reales y surreales.

Este ruido, naturalmente, se trasladó al mundo académico y se convirtió en hábito (‘el ensayo debe tener 2000 palabras’, ‘requiero 10 fuentes bibliográficas’, ‘mínimo diez páginas’). Mark Strom explica que el vicio de llenar espacios con información nació en primaria con los proyectos escolares, cuando nos pedían que trajéramos reportes sobre el iodo, Benito Juárez, Neptuno, o cualquier otro tema a verse en clase.

Y, finalmente, el vicio llegó al mundo de los negocios. ¿Cuáles son las consecuencias de esto? Empleados que se sienten desconectados por estar en la oscuridad (no sé qué se espera de mí); clientes que no entienden la propuesta de valor de una marca (¿qué me ofrece distinto esta marca de la otra?); ventas fallidas derivadas de confusiones, o porque el vendedor no supo escuchar al cliente.

Preguntas: ¿El problema consiste en que todos queremos hablar? ¿el problema consiste en que todos hablamos demasiado? o ¿el problema consiste en que todos hablamos de forma equivocada?

No tiene nada de malo querer hablar. El problema es que existe tanto ruido que, si queremos la atención de los demás -un recurso escaso según Seth Godin-, necesitamos hablar de forma que logremos captarla.

¿Cómo hacemos esto?

LinkedIn
Facebook
Follow by Email

Comentarios (1):

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mis 3 consejos para ir más allá de la productividad en tu trabajo

por Analucía Richo

Andrés decía que muchas veces creemos que por trabajar más o lograr más cosas en el mismo tiempo, creemos que estamos trabajando mejor.

Pero trabajar mejor, para mí, es hacerlo de forma inteligente, estratégica y divertida. El chiste es disfrutar tu trabajo, a la vez que haces más de lo que agrega más valor. Ése es el verdadero secreto.  

Lo que me gustaría hacer en este artículo es compartir algunos ejemplos de mi vida personal que me han llevado a trabajar mejor.

LinkedIn
Facebook
Follow by Email

De distraídos a enfocados. Reseña: ‘Make Time’

por Andrés Oliveros

Hace unos meses, en el Cueva Carvajal, Abraham González me contó sobre Moment, una app que te cuenta el tiempo que pasas al día en tu smartphone. 

-A mí me cambiado la vida- cerró Abraham.

LinkedIn
Facebook
Follow by Email